alert title

alert text

¿La nicotina es guay?

Foto destacada de la publicación

Vivir Despierto - Es fácil si sabes cómo

Hace poco una señora se apuntó a la videoconferencia Es fácil dejar de fumar… ¡si sabes cómo! Dejó de fumar con nosotros hace años pero nos llamó otra vez porque hace unos meses empezó a tontear con cachimbas. En los principios pensaba que lo tenía controlado. Nos llamó cuando de repente se dio cuenta de […]

mayo 26, 2021

BoletinesDejar de Fumar

no comments

Hace poco una señora se apuntó a la videoconferencia Es fácil dejar de fumar… ¡si sabes cómo! Dejó de fumar con nosotros hace años pero nos llamó otra vez porque hace unos meses empezó a tontear con cachimbas. En los principios pensaba que lo tenía controlado. Nos llamó cuando de repente se dio cuenta de que estaba fumando la misma cantidad de cigarrillos que fumaba antes – dos paquetes diarios. Buen número de personas en nuestras sesiones nos cuentan como pasaron a IQOS, vapers, cigarrillos electrónicos, cachimbas, etc pensando que así se hacían menos daño. En nuestra experiencia, la mayoría vuelven a fumar la misma cantidad de cigarrillos que fumaban antes − o más.

El mensaje que venden los fabricantes de tales dispositivos es muy engañoso. Venden la idea de que la nicotina es algo guay, algo que te da un subidón parecido a lo que te podría dar un café. Por tanto, aquí compartimos lo que dice el departamento de defensa de los E.E.U.U.

¿Cómo la nicotina afecta tu cuerpo?

Página web  del Departamento de Defensa de los E.E.U.U.:

http://www.ucanquit2.org/facts/nicotine.aspx

Hay tantos peligros asociados al uso de los productos del tabaco que a veces los efectos dañinos de la nicotina en sí se pierden entre ellos. La nicotina afecta a TODOS los sistemas importantes en el cuerpo humano. A medida que se acumula por uso habitual, puede llegar a un funcionamiento inmune debilitado, fatiga, aumento en el tiempo necesitado para la reparación de tejidos y a largo plazo, enfermedades incluyendo el cáncer. De hecho, la nicotina impide que el cuerpo se deshaga de células dañadas debidamente, permitiendo por tanto que las células cancerosas se desarrollen.

No importa si la nicotina proviene del humo, o si se mastica, o si proviene de los nuevos – cigarrillos electrónicos o del tabaco soluble, la nicotina afecta a cada usuario de la misma manera. Vamos a explorar cómo la nicotina afecta a diferentes partes de cuerpo:

 • El Cerebro: La nicotina interrumpe la actividad neurotransmisora normal, causando cambios químicos y la adicción. Otros síntomas neurológicos causados por la nicotina incluyen mareo, disturbio del sueño, vértigos y temblores.

• El Corazón y arterias: La nicotina aumenta el ritmo cardíaco y levanta la presión arterial cuando estimula la segregación de la adrenalina. A corto plazo, esto significa que su cuerpo es menos eficiente cuando haces ejercicio. Tiene que trabajar más para que la sangre y el oxígeno lleguen a las células que los necesitan, impidiendo que el cuerpo alcance su máximo potencial. A largo plazo, este estrés en el corazón y las arterias puede llevar al riesgo creciente de ataques de corazón y pueden incluso resultar en un derrame cerebral y/o en un aneurismo.

 • Los Ojos: La nicotina reduce la capacidad de ver de noche al parar la producción de pigmentos en los ojos diseñados especialmente para la visión cuando hay poca luz. La adrenalina producida por la nicotina reduce la visión periférica y acaba acelerando la degeneración de los ojos

. • Metabolismo: La nicotina aumenta la cantidad de calorías quemadas pero disminuye la resistencia al gastar energía que se pierde en el esfuerzo. De manera que, mientras que los usuarios de la nicotina pueden tener la energía suficiente para correr distancias cortas rápidamente, no tienen la capacidad máxima de pulmón o de corazón necesarias para conseguir el mejor resultado en el PT (prueba de correr), ni para acabar el paseo ‘toda la noche’ con su unidad. (Se refiere a una unidad militar.)

• Sistema reproductivo: La nicotina prohíbe la adecuada circulación de sangre y es la primera causa de la disfunción eréctil (impotencia) en los hombres con menos de 40 años. La nicotina también aumenta el riesgo de infertilidad y de aborto involuntario. Y si los bebés expuestos a la nicotina en el útero llegan a nacer, tienden a tener índices de natalidad bajos, nacer prematuramente y tener mayor riesgo de padecer problemas de pulmón.

 • Huesos: Si se utiliza a largo  plazo, la nicotina altera las estructuras celulares y aumenta el riesgo para las fracturas mientras que contribuye a largo plazo, al desarrollo de huesos debilitados (osteoporosis).

Los fumadores tienen riesgo adicional porque la nicotina está presente en sus pulmones. La nicotina causa la respiración rápida y poco profunda, lo que significa que los fumadores se cansan más rápidamente cuando hacen ejercicio. A lo largo del tiempo la nicotina daña las células de los pulmones de modo permanente, cambiando su estructura. Esto resulta en aumentar el riesgo a contraer alguna enfermedad pulmonar, el cáncer de pulmón, el enfisema, neumonía y la bronquitis.

Comentarios de la comunidad

No comments found.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enviar

</> with <3 by Latte