alert title

alert text

Persona rechazando botella de alcohol felizmente

hora cero, cero

Un programa online revolucionario e innovador con Geoffrey Molloy, autor de Es fácil vivir sin alcohol... ¡si sabes cómo! y CERO, CERO.

Más información
Libro hora cero cero

Ideas para las vacaciones

Foto destacada de la publicación

Geoffrey Molloy

Las vacaciones son una gran oportunidad para estar con nosotros mismos; para practicar mindfulness, meditación, agradecimiento y escuchar.

julio 21, 2021

BoletinesResiliencia - Mindfulness y más allá

11 comments

Muchos en este momento del año empezamos a pensar en las vacaciones y qué vamos a hacer. Durante muchos años mis vacaciones tenían que ver con beber e indulgencia excesiva. Luego las vacaciones tenían que ver con nuestros hijos: a dónde llevarles, qué actividades, estar con ellos, mantenerles ocupados y felices.

Para muchos las vacaciones tienen que ver con comer mucho y consumir muchísimo alcohol. “¿Por qué no; estoy de vacaciones?”

Si esto es lo que quieres hacer con tu tiempo valioso, ¡bien! Me gustaría sugerir otra manera de abordarlas.

Las vacaciones son una gran oportunidad para estar con nosotr@s mism@s; para practicar mindfulness y la meditación – todo en diferentes marcos y con diferentes posibilidades.

Cuando estamos de vacaciones no tenemos la presión de nuestra vida laboral cotidiana de manera que tenemos mucho más tiempo para hacer lo que queremos hacer, en vez de hacer lo que “tenemos que hacer”. Siguen algunas ideas que puede que quieras probar:

  1. Momentos de bondad natural: Nuestras vidas están llenas de momentos de bondad natural, momentos que tienen el potencial de conectarnos con el momento presente y generar sentimientos de agradecimiento. El agradecimiento es muy agradable y nos nutre si simplemente podemos estar presentes para experimentarlo. La mayor parte del tiempo estamos demasiado distraid@s para fijarnos. Por ejemplo, salir de una sala sofocante de reunión y sentir la brisa fresca refrescante y revitalizante en nuestra cara; la frescura de la madrugada cuando todo está todavía silencioso − el día preñado de posibilidades todavía no ha empezado; la sensación de sábanas de algodón frescas y limpias cuando te acuestas; el olor del café por la mañana; la risa espontánea  de un niño pequeño; salir del mar, tumbarte en la toalla y sentir esa especie de picor en tu espalda cuando se seca al sol; aquel primer chapuzón; el momento cuando te tiras de cabeza dentro de una ola.  ¿Por qué no fijarte y estar plenamente presente en estos momentos. ¿Por qué no empezar tu día sentad@ tranquilamente con o sin un café, simplemente estando, fijándote. Permite que se desarrollen sentimientos de agradecimiento. Fíjate en la sensación del aire fresco en tu cara, el olor, el mundo despertándose.
  2. Observa, escucha y entiende: Toma tiempo para observar y escuchar a tus seres queridos. Después de muchos años conviviendo juntos y perdidos en las actividades cotidianas, nos olvidamos de ver realmente a la persona que tenemos al lado. Creo que muchas relaciones fracasan porque simplemente dejamos de ver a nuestra pareja. Creemos que ya sabemos lo que va a decir; conocemos sus expresiones, sus chistes, el tipo de comentario que va a hacer. Nos olvidamos de que estas ideas no son más que nuestro modelo mental de esta persona y no esa persona. Dedica tiempo para escuchar. Para hacer esto, deberías adoptar la actitud de intentar entender a la otra persona en vez de intentar que te entienda a ti. Esto significa sólo escuchar, no hacer nada más; ni con tu móvil u otra distracción. Escuchar 100%.
  3. Practica el agradecimiento: Haz una lista – en tu mente o escrito (mejor escrito) de todos los aspectos de tu vida por los que estás agradecid@. Podrías empezar con lo maravilloso que es estar vivo; tu familia, amigos, tu salud; una vez empieces la lista no tendrá fin. Pon especial atención en reflexionar en un momento difícil de tu vida cuando verdaderamente aprendiste una lección importante.
  4. Tu actitud en todo esto debería ser de curiosidad abierta, cariño hacia ti mismo y con sentido del humor. No intentes “conseguir” algo en concreto. No busques un “resultado”; simplemente pon tu atención en el momento presente, y practica.

Aprovecho este momento para desearos a todos un verano estupendo. Gracias a todos los que leéis nuestro blog. Especialmente gracias a los que habéis tomado el tiempo para comentar, enviar un mensaje o email. Lo apreciamos mucho – yo y todo el equipo.

Os deseo paz, salud y alegría.

Un gran abrazo desde Finca las Bardas – Cantabria.

Comentarios de la comunidad

Geoffrey Molloy

Hola María, espero que hayas pasado unas buenas vacaciones. Una abrazo fuerte desde Cantabria.

Geoffrey Molloy

Gracias Eva, abrazo fuerte

Geoffrey Molloy

Hola María, tenemos una compulsión en nuestra sociedad con el hacer, correr, forzar, conseguir, pero sin estar. abrazos, gracias

Maria

Igual que Alicia. Preciosos tesoros que nos permiten y nos recuerdan que hay que parar y estar. Mil gracias.

Eva

Es un placer leerte siempre

Eva

Muchas gracias es un placer leerte siempre

Pili

Me encanta leer vuestros posts. Y este de sugerencias para el verano, me lo llevo en la maleta. Gracias por todo lo que me habéis aportado y me aportáis. Feliz verano también para todo el equipo.

Mireya Ceballos

Muchas gracias Alicia. Agradecemos mucho tu comentario. Un fuerte abrazo.

Mireya Ceballos

Muchas gracias María. Agradecemos mucho tu comentario. Un fuerte abrazo.

María Román

Gracias nuevamente Geoffrey por tu maravillosas letras. Es mágico leerte. Gracias por continuar con este viaje. Feliz verano para todos. Muchos besos desde Madrid

Alicia

Gracias por compartir con nosotros estos momentos. Yo recibo vuestros mails en el e-mail del trabajo y son las excusa perfecta para hacer una pausa, respirar hondo y llenarme de la paz que me transmitís.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enviar

</> with <3 by Latte